Ayuntamiento

Ciudadanos (C's) explica su posición ante el proyecto de de ampliación del Paseo Ribereño

Cieza.es | 2 de agosto de 2015 a las 12:12

El concejal de Ciudadanos (C's)- Partido de la Ciudadanía, Óscar Verdejo y la número 2 de esta formación política, Mónica García, acompañados por su compañero de filas Javier Merino, explicaron este viernes en rueda de prensa su postura con respecto al proyecto de ampliación del Paseo Ribereño. "Apostamos por su ampliación, pero no a cualquier precio", aseguraron.

Verdejo criticó el que consideró "oscurantismo y dejadez del PP ante este asunto porque estamos hablando de unos fondos europeos que se consiguieron hace bastante tiempo. Hubo mucho plazo para llevar la obra hacia delante, y tenemos que recordar que el alcalde anterior firmó el convenio dos días antes de las elecciones".

Al hilo de este tema, quiso romper "una lanza a favor del nuevo Gobierno municipal porque es imposible estudiar todos los recovecos de un proyecto como este, faraónico, en un mes. Por supuesto, Paseo Ribereño sí, pero no a cualquier precio".

Por su parte, Mónica García cuestionó el plazo de ejecución de la obra, puesto que "para no perder la subvención debe estar concluida el próximo 31 de diciembre, plazo insuficiente porque el Ministerio todavía no ha dado luz verde al proyecto".

También puso en tela de juicio la partida económica dedicada a expropiaciones de terrenos, una cantidad que, en su opinión, "es escasa para todo el territorio que se pretende obtener". En este sentido, añadió que "no se podrá expropiar ni sun solo metro cuadrado hasta que no tengamos el permiso de Medio Ambiente".

Otro de los aspectos cuestionados por Ciudadanos es el mantenimiento de las obras, "que pasarían a ser del Ministerio, una vez acabadas, pero mantenidas por el Ayuntamiento de Cieza". Sin embargo, García afirmó que "es un gran proyecto para Cieza y los ciezanos".

"Queremos saber el coste económico real: si son los 800.000 euros que dice el PP y si, verdaderamente, están disponibles; la desviación máxima que puede soportar el Ayuntamiento y el no aceptar modificaciones por la empresa contratista", explicaron.

Respecto a la información del procedimiento de adjudicación a Tragsa, plantearon "si está dentro de la legalidad o se han saltado el proceso de licitación ordinario que daría a otras empresas la oportunidad de presentar otras ofertas".