Ayuntamiento

Vox brinda su apoyo al sector agrícola visitando la cooperativa Alimer en Cieza

Cieza.es | 6 de junio de 2020 a las 10:42

El presidente de la gestora de Vox en la Región de Murcia, José Ángel Antelo, ofreció este viernes al sector agrícola su "respaldo incondicional" en la lucha contra la actual crisis y destacó su "contribución a la creación de empleo y riqueza". El de Antelo no fue el único ofrecimiento de reconocimiento al motor económico de la Vega Alta que le llegó desde esta formación política. Entre sus responsables políticos que visitaron la cooperativa Alimer se encontraba el portavoz del grupo municipal en el Ayuntamiento de Cieza, Juan Piñera.

Antelo puso a Alimer como ejemplo del compromiso cooperativo con el empleo y la creación de riqueza, "elementos fundamentales para salir de esta crisis, y esta cooperativa es un buen ejemplo de ello". En palabras suyas, "Vox está con la España que trabaja y damos todo nuestro apoyo a este sector primario que supone el 26 por ciento del PIB". Del mismo modo recordó que cuando comenzó esta crisis, "incluso en los momentos más difíciles, los agricultores han trabajado para que España no se pare y mientras lo hacían, arriesgando su salud, la ministra los insultaba faltando el respeto a nuestro modo de vida, a la Región de Murcia y al Mar Menor. Pedimos la dimisión al completo de este desgobierno".

Durante la visita a las instalaciones de este centro de producción ubicado en el polígono industrial Los Prados, el presidente de la gestora deVox Murcia estuvo acompañado por el vicepresidente de Alimer, Juan Pérez, y el presidente de Fecoam, Santiago Martínez, quien puso de relieve las bondades de la producción de fruta de hueso de Cieza que "cada vez es de mayor calidad y se exporta prácticamente a toda Europa". En la actual temporada se espera un 20 por ciento menos de producción que el año pasado. Por otro lado, Martínez advirtió de que en la presente campaña se unen todos los condicionantes por la pandemia el coronavirus que provocaron el aumento de los costes de manipulación, que se estiman por encima del 30 por ciento.