Ayuntamiento

Dolores Vázquez Rodríguez, homenajeada por toda una vida de devoción a Nuestro Padre Jesús Nazareno

Cieza.es | 8 de marzo de 2020 a las 12:08

Cuando pensamos en la Semana Santa de Cieza, una larga y rica historia repleta de personas excepcionales acude a la mente. A los ciezanos siempre les ha impresionado de forma especial el valor que los cofrades conceden a la contribución de la mujer, no sólo apreciable en las procesiones, como nazarenas, sino también en las labores de su vida cofrade, como camareras, modistas o directivas. Tal vez no hayan logrado cambiar el mundo cofrade, pero al menos el mundo cofrade no ha conseguido cambiarlas. Son historias de mujeres que dan lecciones sobre la dimensión de la Semana Santa, sobre su obstinación en que las cosas sean como quieren que sean y su decepción cuando no lo son. Pocas veces habrá encarnado un ser humano tantos perfiles fascinantes para quienes se rodean de su presencia como es, a sus 89 años, Dolores Vázquez Rodríguez.

Su historia nazarena, como otras muchas, puede simbolizar todo un pasado de relaciones, encuentros y vivencias con su hermandad. El presentador Antonio Camacho dejó por un momento flotando en el aire el recuerdo de los primeros años de su infancia junto a la homenajeada, para apurar el último instante antes de desvelar su nombre. La Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno celebró este sábado la entrega del reconocimiento a toda una vida de devoción a su imagen titular enviando dos mensajes a sus miembros. Uno, de gratitud hacia los cofrades, reconociendo los esfuerzos realizados en favor de la hermandad. Dos, de entrega a la Semana Santa de Cieza. "Es una mujer que ha trabajado en la sombra. Toda su vida está relacionada con la Semana Santa, porque ella nació en un lugar cofrade por excelencia, el actual emplazamiento de la Casa de los Santos. Ella dice que esa es la razón de su amor por los desfiles procesionales, un amor que ha transmitido a hijos, nietos y tataranietos". Así habló de la trayectoria de Dolores Vázquez Rodríguez el conductor del acto que, visiblemente emocionado, pidió un fuerte aplauso para ella. Seguramente no hay tarea más difícil que ejercer como presentador, en lo que el menester tiene de glosar a una persona muy querida.

Una misa celebrada en la basílica de la Asunción, por el sacerdote y consiliario del cabildo ciezano José Antonio García, fue el acto previo de la bienvenida a los nuevos cofrades y entrega del reconocimiento a toda una vida de devoción a Jesús Nazareno. El presidente de la Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno, Antonio Camacho, presidió la celebración rodeado por el vicepresidente de la Junta de Hermandades Pasionarias de Cieza, Pascual Villa, y el concejal de Transparencia, Antonio Montiel. También estuvo presente el presidente de la Real Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Cristo del Calvario, de Alcantarilla, José Riquelme Oliva. Del mismo modo, también fueron galardonados por toda una vida de servicio de la hermandad Miguel Camacho Martínez y Francisco López Yuste. Es un reconocimiento bien merecido y respaldado por toda la hermandad hacia dos de sus miembros más queridos y respetados. La de ambos es una contribución de esfuerzo admirable: "Revisando los libros de catas, uno se da cuenta que sus nombres siempre van ligados, de la mano, desde hace ya más de tres décadas. Directivos, presidente e incluso directivos de la JHP". El colofón lo puso el quinteto de metales 'Buzzing Brass' con la interpretación de tres marchas procesionales.