Ayuntamiento

Tres nuevos desprendimientos en la olmeda de El Maripinar hacen estallar a los vecinos

Cieza.es | 7 de junio de 2019 a las 12:02

La ruleta rusa de la olmeda de El Maripinar en Cieza ha vuelto a girar de nuevo en las últimas horas azuzada por el fuerte viento que se produjo el miércoles por la tarde, lo que provocó en la noche de ese día el desprendimiento de tres ramas de grandes dimensiones que, afortunadamente, no ocasionaron daños personales, pero sí materiales, destrozando una vez más vallas y estructuras de una finca de frutales aledaña a la vieja carretera de Mula a cuyos flancos se extiende la citada arboleda.

Los vecinos de la zona han expresado su hartazgo e indignación. Califican ya la situación de milagrosa, argumentando que, "con la cantidad de personas y vehículos que transitan diariamente por aquí, es mucha suerte que no haya habido ya una desgracia personal con las repetidas caídas de ramas". Han explicado que sus abogados están estudiando poner en manos de la Fiscalía el caso ante lo que catalogan como "un caso de dejación de funciones de la Administración competente que puede presentar indicios de delito en tanto en cuanto pone en peligro vidas humanas".

El Ayuntamiento tiene las manos atadas porque las acciones sobre la olmeda son competencia directa de la Dirección General de Carreteras y la ley impide actuar al órgano municipal. El concejal en funciones de Medio Ambiente, Antonio Moya, se volvió a reunir el miércoles por la noche con los vecinos tras el nuevo episodio de desprendimientos. Los habitantes de las casas cercanas a la olmeda y propietarios de fincas colindantes anunciaron que van a solicitar directamente a la citada dirección general una reunión para abordar el problema, a lo que Moya indicó que el Consistorio respaldará dicha petición.

El edil entregó en enero a los vecinos un dossier en el que se detallaban las acciones realizadas por la Administración local sobre el asunto, incluidas tres cartas y n correo electrónico que el alcalde, Pascual Lucas, dirigió al director general de Carreteras solicitando una reunión urgente sin que hasta la fecha haya habido respuesta.

La olmeda de El Maripinar, catalogada como una de las más importantes de Europa, ha sufrido ya desde el pasado año cinco episodios similares con la fortuna de no haber provocado daños personales -pero sí materiales, sobre todo en las fincas aledañas-, teniendo en cuenta que se trata de una zona atravesada por la antigua carretera de Mula y que es muy transitada por vehículos y personas a diario.